0 en 0 valoraciones
Comentarios
0
Dificultad
Baja
Comensales
2
Tipo de comida
Española Mediterránea
Tiempo total
00h 15min
Tiempo de preparación
00h 10min
Tiempo de cocción
00h 05min

Ensalada de garbanzos con vinagreta de frutos secos

Con la llegada del calor apetece preparar más comidas frescas y sencillas para poder llevar de picnic a la montaña o a la playa. 

Es un plato en el que la legumbre es la protagonista y la vinagreta aporta un sabor que complementa este plato a la perfección.

Para esta receta podemos utilizar garbanzos cocidos de bote o hacerlos en casa dejándolos previamente a remojo durante mínimo 8 horas. A mí me gusta más prepararlos caseros porque no cuesta nada y quedan en el punto que me gustan a mí. Un truco para que no te de pereza ni se te olvide el remojo previo es remojar una gran cantidad durante 8 horas, escurrirlo y congelarlo, así tienes garbanzos remojados listos para cocer o para introducir en cualquier caldo o guiso.

Puedes contarme qué te ha parecido dejando un comentario abajo, puntuándola y si te apetece subir una foto a Instagram con tu resultado etiquétame en @vegan_issima, ¡me encantará ver cómo te ha quedado!

Antes de empezar a cocinar recomiendo leer la receta completa para preparar los ingredientes y tener claros los pasos.

Ingredientes


  • 20 g almendras crudas
  • 15 g nueces
  • 25 g aceite de oliva virgen extra
  • 15 g vinagre de vino
  • 1 cucharadita de sal
  • 130 g lechuga romana
  • 70 g maíz
  • 100 g garbanzos cocidos
  • 2 tomates pera

Preparación


Empezamos preparando la vinagreta, para ello trituramos las almendras y las nueces con ayuda de un mortero o de una picadora dejando algunos trozos un poco más grandes.

Una vez picado echamos la sal, el aceite y el vinagre y removemos con ayuda de una cuchara, dejamos reposar mientras preparamos la ensalada.

Lavamos, escurrimos y cortamos en tiras la lechuga, la echamos en un bol o plato hondo y vertemos parte de la vinagreta por encima; con ayuda de unas pinzas integramos bien hasta que la lechuga adquiera el brillo del aderezo. Reservamos 1 cucharada de la vinagreta.

A continuación añadimos el maíz, los garbanzos y los tomates lavados y cortados a rodajas; echamos el resto de la vinagreta por encima y servimos.

A tener en cuenta

    • Podemos modificar la lechuga romana por lechuga iceberg, de roble o la que prefiramos.

¡Qué aproveche! Bon profit! Enjoy your meal!

Esta receta en Instagram